miércoles, marzo 28, 2007

BattleStar Galactica

Lo que sigue habia de ser un articulo que apareceria en la Top Comics. La revista parece que no duro mucho, y trajo mucho ruido por los comentarios del editor en la red.

En el primer numero se incluyeron un par de articulos mios, uno sobre las req y otro sobre el juego de rol del Capitan Alatriste (que fue retocado sin mi permiso, por cierto...ya lo publicare por aqui algun dia). Y este en teoria iba a aparecer en el segundo numero, e iba a cobrar por el. En el segundo numero no aparecio, e ignoro si hubo algun numero mas. Y obviamente, tampoco cobre nada. Asi que no me pude pagar ese cafe que tanta ilusion me hacia...


·························································

Los Cylones fueron creados por el hombre.
Se rebelaron
Evolucionaron.
Se parecen y se sienten Humanos.
Algunos son programados para creer que son humanos.
Hay muchas Copias
Y tienen un plan.



Todo el mundo conoce la serie original de Galáctica. No importa si la
has visto realmente, de algún modo extraño es parte de esa mente
colmena freeky en que nos movemos. Todos sabemos quien es Starbuck y
todos podemos reconocer la silueta de un Viper sin mucha dificultad.
Mente colmena, os lo digo yo.

Sin embargo, la serie de la que ahora disfrutamos no tiene ya mucho
que ver con aquella. Muchos son los cambios, y sin duda alguna, para
Mejor.

GALACTICA 2003
Hace 40 años, la Humanidad se enfrento a los Cylones, maquinadas
creadas por ellos mismos hasta que finalmente se consiguió la paz. Los
Cylones se marcharon, dejando a las 12 Colonias prosperar y crecer.
Sin embargo, esa paz se ha visto quebrada con el regreso de los
Cylones, que en un ataque sorpresa, han arrasado con todas la
Colonias, dejando un pequeño convoy de naves de transporte como únicos
Supervivientes. A ese convoy se une la famosa Battlestar Galactica,
una nave veterana que estaba a punto de convertirse en una pieza mas
del museo militar, después de 50 años de servicio, y que ha logrado
sobrevivir gracias precisamente a que los sistemas informaticos de a
bordo no estaban al dia con los del resto de la flota.

En la primera mini-serie, de una duracion total de cuatro horas, se
nos presentan las 12 Colonias, en todo su esplendor, una civilizacion
moderna y prospera. Ademas nos encontramos de nuevo por primera vez
con los protagonistas de la historia y ante todo con los nuevos malos
de la serie, los Cylones humanos, practicamente indistinguibles de un
ser humano normal.

En cuatro horas las colonias son arrasadas de manera brutal y vemos
como se forma el convoy de naves de transporte, coordinados por Laura
Roslin, la Secretaria de Educacion, que de repente se ha encontrado
con el manto de Presidente de las Colonias. Conocemos tambien al
Comandante Adama, que desea acudir al combate contra los Cylones en
busca de venganza. Y conocemos tambien a Gaius Baltar, uno famoso
genio cientifico, diseñador de la tecnologia que defendia a las 12
Colonias y que de pronto descubre que ha estado pasando informacion a
los Cylones.

Se sientan asi las bases de la serie, con la humanidad huyendo ante
las muy superiores fuerzas de los Cylones, tratando de encontrar un
nuevo hogar en el espacio donde poder reconstruir sus vidas.


UN FUTURO NO TAN LEJANO
En apariencia, no parece nada tan diferente ni tan original. Salvo
algun pequeño detalle, podria ser perfectamente la misma serie del 78,
solo que cambiando un par de actores. Sin embargo, son muchas las
cosas que cambian y que ponen a esta serie muy por encima de otras de
la misma linea.

Para empezar, pensemos en lo que aporta que los Cylones tengan forma
humana. Al principio de la serie solo conocemos 3 o 4 modelos con
forma humana, pero se nos informa que hay unos 12 modelos en total. Y
montones de copias, por lo que por lo general podemos encontrarnos con
varios Cylones iguales en diferentes puntos. Y por si fuera poco, los
hay que puede que no sepan que son Cylones. Pueden estar infiltrados
en la sociedad humana durante años antes de que nadie descubra que son
realmente. Imaginaos el juego que da eso en una historia de
tratamiento realista, en una sociedad como la nuestra que actualmente
vive con mas temor que nunca al terrorismo. Es esta paranoia la que
los creadores de la serie utilizan para dar mas fuerza a sus
historias. Ya no solo hablan de robots, sino de gente normal capaz de
hacer cosas que apenas queremos imaginar. Esa atmosfera de paranoia,
trasladada directamente de la sociedad americana actual, se respira
por toda la serie. No sabes quien es el enemigo. La persona que duerme
a tu lado podria ser uno de ellos.

Por otro lado, nos encontramos con el tema religioso. Los humanos
adoran a 12 dioses, cada uno de ellos representante de un signo del
zodiaco. Los Cylones, en cambio, creen en un Dios unico, del que
vienen todas las cosas. Y todos sus planes vienen
dados por su fe en ese Dios. Hay un gran plan divino, y ellos solo se
limitan a ejecutarlo. Las referencias son bastante claras.

Hablando de una sociedad moderna y real, nos encontramos con que el
ser los ultimos de la especie no les libra de tener que enfrentarse a
temas que acucian a cualquier sociedad. ¿Los presos de una nave
prision deben seguir siendolo? ¿Tienen derecho a voto, a decision?
¿Qué hacer ante una madre que desea abortar cuando la población desciende cada dia? ¿Permitir que la religión afecte a la politica, a la forma de gobernar una sociedad? Este tema esta muy bien entroncado en la trama, dado que Laura Roslin,
Presidenta de las Colonias, es vista en algunos ambitos como un
profeta descrita en antiguas profecias. Con los supervivientes
viniendo de diferentes Colonias con diferentes creencias, ¿es licito o
sabio utilizar esos mitos?

La serie juega mucho con todos estos conceptos, convirtiéndolos en la
base sobre la que se mueven todas las historias que se nos presentan.
Es obvio que se utiliza el mundo real para dar forma a un universo de
ciencia ficción cercano y terriblemente real. Pasamos así de los cuentos morales de series como Star Trek a reflejos siniestros de nuestra propia vida, de nuestro propio mundo. Uno de los personajes que mas ha ganado con estos cambios de filosofía a la hora de contar historias modernas ha sido Gaius Baltar, que ha pasado de líder de una panda de robots en la serie original a un genio que sabe que ha traicionado a toda su raza por una cylon, que se le aparece como una alucinación y que le acompaña durante toda la serie, permitiendo asi que el personaje se desarrolle como alguien que solo esta interesado en protegerse a si mismo y un extraño amor a una criatura de metal que no parece existir realmente.


En cuanto a la factura técnica de la serie, deja un gran sabor de boca. La dirección de los episodios sigue un esquema general muy acertado, imprimiendo un ritmo muy rápido a lo que ocurre, sobretodo en momentos de combate espacial, que resultan muy reales e impactantes, en parte debido a la gran banda sonora que acompaña esos momentos, y en gran parte debido al acertado enfoque del movimiento de las naves, con cámaras en movimiento continuo mientras siguen a naves que se mueven como una nave debería hacerlo en gravedad cero.


Todos estos factores influyen en que BSG sea una serie que te mantiene enganchado episodio tras episodio, mientras acompañas a los últimos supervivientes de la humanidad en su búsqueda de la décimo tercera colonia, la mítica Tierra. Personajes interesantes y reales, giros inesperados de la trama, mucha acción y sobre todo mucha paranoia que te mantiene alerta. Nunca sabes que puede pasar a continuación y las dos temporadas emitidas hasta ahora en América han mantenido esa pauta, dándole la vuelta a todo cuando ha sido menester.

Porque tienen un plan.
Publicar un comentario en la entrada